Back to top
11.02.2014

Guinea: vacunar a 400.000 niños contra el sarampión

-A A +A

Médicos Sin Fronteras (MSF) ha iniciado una campaña de vacunación contra el sarampión para intentar controlar la epidemia declarada el 14 de enero por el gobierno guineano. Hasta la fecha se han registrado 1.105 posibles casos, de los cuales se han confirmado 68, por lo que se teme que haya un vertiginoso aumento del número de infecciones.

“El sarampión es una de las enfermedades más contagiosas que existen y se puede propagar a gran velocidad. Afecta sobre todo a los niños y puede conllevar complicaciones médicas serias. Es fundamental que se tomen medidas para evitar que se repita la catástrofe de 2009, en la que 10 niños perdieron la vida”, explica Corinne Benazech, Jefa de Misión de MSF en la capital guineana de Conakry.

En colaboración con el Ministerio de Salud, MSF ha desplegado a 32 equipos por los distritos de Matam, Matoto y Ratoma en Conakry. Estos equipos se encuentran estratégicamente situados cerca de aquellos que lo necesitan, en centros sociales, casas particulares y zonas públicas para conseguir vacunar a 394.000 niños de entre 6 meses y 10 años. Para ello, 400 personas de MSF y del ministerio llevarán a cabo durante tres semanas una operación de emergencia que es un importante reto logístico. La vacuna se ofrece gratuitamente a aquellos que la necesitan.

MSF estima que durante la epidemia unos 50 menores con sarampión corren el riesgo de desarrollar complicaciones serias e incluso mortales, por lo que la organización dará su apoyo a estructuras sanitarias específicas, fundamentalmente a través del tratamiento de niños que hayan contraído la enfermedad.

“El sarampión y sus complicaciones pueden ser mortales, así que es primordial que vacunemos a todos los menores para protegerlos ahora y para las próximas décadas”, explica la Coordinadora Médica de MSF en Conakry, Gemma Domínguez.

El sarampión se puede evitar a través de una vacuna segura y efectiva, que en un programa de vacunación rutinaria se da a todos los menores a partir de los nueve meses. Sin embargo, solo un 37 % de los niños guineanos han recibido las dos dosis necesarias para protegerlos completamente. El alcance de la vacuna es insuficiente incluso en la capital del país, en la que solo está vacunada el 80 % de la población.

Durante la campaña, MSF ofrecerá diagnósticos gratuitos a niños enfermos para que puedan recibir tratamiento. “Es necesario que aquellos niños cuyos síntomas empiecen con una fiebre alta sean visitados por un médico. Les puede salvar la vida”, explica el doctor Daloka Delamou, Coordinador Médico de MSF. Aquellos niños que desarrollen complicaciones tendrán también visitas gratuitas.

El gobierno guineano ha anunciado que las existencias de vacunas que se utilizan en los programas de vacunación rutinarios se agotarán a mediados de febrero. Por ello, ha pedido asistencia a MSF para organizar la campaña de emergencia en las tres comunidades en las que se ha declarado la epidemia.

------------------------------------------------------------------------------

MSF lleva 25 años trabajando en Guinea. Además de los proyectos establecidos para dar tratamiento a pacientes de sida, también ofrece su apoyo al gobierno de Guinea en casos de emergencia y de epidemias.

Comentarios